lunes, 14 de noviembre de 2016

La contaminación acústica


Algo que está muy relacionado con el estudio es la capacidad de concentración. Esta se consigue más si se estudia en un ambiente donde haya silencio. Los gritos, los ruidos altos... nos ponen nerviosos y desconcentran. Por eso es tan importante estar en casa y en clase en silencio cuando trabajamos.





martes, 1 de noviembre de 2016

Foto oficial

Aquí tenéis la foto que nos hizo Silvia, la señorita que tan amablemente nos hizo la visita guiada en el aeropuerto. En la entrada anterior tenéis las fotos que os hice yo. Espero que os guste.





domingo, 8 de mayo de 2016

Farinato 2016


En las charlas que os estoy dando en contra del tabaco, alcohol y drogas, os indico  que hay otras formas de divertirse y de estar con los amigos que no el botellón que nos presentan siempre.
Una de estas alternativas es, por ejemplo, la Farinato Race Madrid 2016, celebrada en el mes de abril.
Aunque al principio del vídeo no lo parezca, se trata de una prueba muy dura de 5km realizada en equipos de 5 personas. Para pasar por todas las pruebas, es preciso que el equipo entero se ayude. Es una forma de comprobar que nos necesitamos unos a otros, que las dificultades se superan con la ayuda de los demás. Y eso es una lección de vida. No lo olvidéis.

sábado, 23 de abril de 2016

Cuando los animales nos dan una lección de humanidad

Mica cuidando a Zampa. 21-4-2016
Zampa es una perra que adoptamos (¿o nos adoptó ella?) hace aproximadamente ocho años. Lleva varios meses haciéndose pruebas porque no se encuentra bien. El día 21, se encontraba tan mal que las veterinarias que la atienden decidieron que se quedara en la clínica veterinaria, donde le fueron administrando por vía intravenosa la medicación que necesitaba. 
Mi marido y yo nos turnamos para estar con ella todo el tiempo; pero no fuimos los únicos que la cuidamos... Mica, la perrita negra de la fotografía, fue adoptada  al igual que Zampa cuando tenía poco más de un año. Cuando estaba yo acompañando a Zampa después de salir del colegio, Mica se acercó a saludarme (es la perrita de una de las veterinarias) y, sin dudarlo un momento, se acurrucó al lado de Zampa, como muestra la foto. Cuando Zampa se movía, ella levantaba la cabeza comprobando qué le ocurría. Así estuvo toda la tarde: levantándose a ratitos y acurrucándose para darle cariño: cuidándola continuamente como ella podía.
Cuando nos dijeron que nos podíamos ir, las dos perritas se despidieron con alegría. Estoy segura de que, en su lenguaje, Zampa le dio las gracias y Mica se sintió feliz de verla mejor.
Mica acababa de dar una lección de empatía y "humanidad" que los humanos deberíamos aprender.
¡Gracias, Mica!